martes, 6 de noviembre de 2012

Jane Joyd - Last days / Últimos días

Ya publicamos hace unas semanas la traducción de las cuatro canciones del fantástico EP de la cantante coruñesa Jane Joyd, Shy Little Jane Presents... con una gran aceptación por parte de los fans y de la propia Elba, que lo enlazó en su página web (gracias). En esa misma web podéis encontrar todo tipo de información e incluso descargas gratuitas. Y mientras esperamos con impaciencia a que salga a la luz el nuevo LP (actualmente en proceso de grabación), volvemos ahora con la traducción de uno de sus temas más antiguos, Last days, que forma parte del EP Jane Joyd.
 
The moment of arriving has arrived
Coming out of the water
loaded with fish bones
Healing the damage that marked my life
To dry in the sun my tears, which,
when sinking, don’t glow, don’t moisten
getting out to breathe to learn how to walk again,
to follow my path, my aim and my fate,
With no water current that pushes
against me, to go on.

Let the sun know I’m here
I finally let my memories be wrecked.

The moment of arriving has arrived
Coming out of the water
loaded with fish bones
Healing the damage that marked my life
To dry in the sun my fears, which,
when sinking, don’t blow.
Getting out to breathe to learn how to walk again,
to follow my path, my aim and my fate,
With no water current that pushes
against me, to go on.

Let the sun know I’m here
I finally let my memories be wrecked.

To feel your warmth, waiting for the sun,
Waiting for you,
My life of renting, the sea has taken,
Light me up.
Ha llegado el momento de partir,
de salir del agua
llena de espinas de peces
de curar el dolor que marcó mi vida
para secar mis lágrimas al sol, que
cuando se ahogan no brillan, no mojan,
salen a respirar y aprenden a andar de nuevo
para seguir mi camino, mi objetivo y mi destino
sin una corriente de agua
que me empuje a seguir adelante.

Dile al sol que estoy aquí
que al fin he dejado naufragar a mis recuerdos.

Ha llegado el momento de partir,
de salir del agua
llena de espinas de peces
de curar el dolor que marcó mi vida
para secar mis lágrimas al sol, que
cuando se ahogan no brillan,
salen a respirar y aprenden a andar de nuevo
para seguir mi camino, mi objetivo y mi destino
sin una corriente de agua
que me empuje a seguir adelante.

Dile al sol que estoy aquí
que al fin he dejado naufragar a mis recuerdos.

Siento tu calor esperando al sol,
esperándote.
El mar se ha llevado mi vida de alquiler,
enciéndeme.

No hay comentarios:

Publicar un comentario